Cómo controlar la ansiedad y los nervios

Aunque no pasa nada, te sientes tenso. Estás nervioso por algo en tu vida. Tal vez estás nervioso por alguien que te importa. Puede que estés nervioso por tu propia seguridad. O que lo estés porque te preocupas de cómo los demás te van a ver socialmente. Tal vez ni siquiera estás seguro de por qué estás nervioso, pero puedes afirmar que estás nervioso de todos modos.

Las personas que sufren de ansiedad a menudo no sólo se sienten nerviosos , también tienen pensamientos más preocupantes. La ansiedad cambia los patrones de pensamiento. Realmente te hace sentir como si hay algo de qué preocuparse, incluso cuando no deberías estar preocupado, y a muchas personas esto puede causarles mucha angustia.

Cura tu nerviosismo

Cuando empiezas a sentirte nervioso por cosas que tienen poca importancia, o estás nervioso todo el tiempo, o el nerviosismo se vuelve demasiado abrumador, puedes tener un trastorno de ansiedad.

Pensamientos nerviosos incontrolados

El nerviosismo es en realidad una emoción saludable. Si no fueras capaz de ponerte nervioso  tomarías muchos más riesgos, y posiblemente te pondrías en peligro. El nerviosismo es una herramienta que tu cuerpo usa para notificarte que debes tener miedo, y sin ella no tendrías idea de que necesitas luchar o huir de una determinada situación.

Pero ese nerviosismo necesita ser contenido. Si te pones nervioso todo el tiempo, eso puede indicar que necesitas ayuda muy real.

¿TE INTERESA?  Estrés diario ¿cómo podemos controlarlo?

Cómo decirle a tus pensamientos nerviosos que están fuera de control

Lo que hace que la ansiedad sea frustrante al principio es que muchas personas no saben que la tienen. Sus pensamientos nerviosos se sienten completamente normales. Cuando alguien desarrolla ansiedad, puede notar que encuentran más y más cosas que inspiran sentimientos de nerviosismo. Sin embargo, para ellos, estos son genuinamente estímulos que producen ansiedad.

Por lo general, los síntomas físicos son la primera señal de que has desarrollado un trastorno de ansiedad. Cuando tu nerviosismo tiende a causar:

  • Latidos rápidos
  • Fuerte tensión muscular
  • Debilidad
  • Náuseas o sentimientos de enfermedad

Estos síntomas son a menudo una señal de que tu ansiedad está empeorando. Además, los que tienen ansiedad a menudo tienen pensamientos que van en cascada a los peores escenarios. Ellos no pueden controlar un pensamiento nervioso por sí mismos.

Es este nerviosismo potencialmente fuera de control el que indica que algo está mal con tu habilidad para sobrellevar el día a día y solucionar problemas. Si este nerviosismo va emparejado con síntomas de ansiedad física, es un indicador aún mayor de que puedes estar sufriendo de un problema de ansiedad muy real.

¿No eres capaz de controlar tu ansidad y nervios? Contacta con nosotros, te ayudamos

Llama ahora
912 663 648

Pide tu cita inmediata

Maneras de controlar la ansiedad y tratar el nerviosismo

Una de las preguntas más difíciles de responder es cómo puedes controlar tus pensamientos nerviosos. Numerosos estudios psicológicos han confirmado que es imposible forzarte a no pensar en algo. De hecho, algunos estudios han demostrado que tratar de no pensar en algo puede hacerte más probable que pienses en ello, porque tendrás que seguir recordándote a ti mismo que no lo pienses, lo que activará la memoria.

Así que necesitas encontrar una estrategia que controle el nerviosismo, no necesariamente eliminarlo, y afortunadamente hay un montón de opciones muy eficaces para detener el pensamiento nervioso:

1. Escribe tus pensamientos

Algo que aumenta la frecuencia de los pensamientos nerviosos es lo mucho que tu cerebro quiere asegurarse de que se acuerda de ellos. Por alguna razón, tu mente está aterrorizada de olvidar cosas que piensa que son importantes, por lo que te hará centrarte en ellas más de lo necesario.

Escribiendo su pensamiento en un pedazo de papel o diario, lo que haces es esencialmente sacar la información de tu cerebro y poniéndola en un lugar permanente. Eso debería reducir la necesidad de tu mente de hacerte recordar.

¿TE INTERESA?  Qué es un tratamiento psicológico

2. Salir a correr

La tensión física es el sello de un problema de ansiedad, y uno de los principales problemas que afectan a aquellos con nerviosismo. La tensión física también parece contribuir a los pensamientos nerviosos, en formas que los investigadores aún no han sido capaces de captar.

Puedes resolver ambos problemas simplemente haciendo algo de deporte (no hace falta que sea salir a correr, pero es recomendable). Poner tus músculos en funcionamiento puede reducir la cantidad de síntomas de ansiedad que experimentas y, posiblemente, mejorar tu capacidad para hacer frente a la ansiedad.

3. Distracciones mentales

No puedes forzarte a dejar de pensar en algo. Pero sí puedes hacer que sea mucho más difícil tener ese pensamiento porque tu enfoque está en muchas cosas diferentes. Apúntate a clases de pintura, baile o aprende a tocar un instrumento. Lo que sea, la idea es hacer cosas que te gusten pero que nunca te habías planteado empezar a hacer de verdad.

Este tipo de combinación distrae a todos sus sentidos, y hace más difícil concentrarse en los pensamientos negativos. Esperamos que este artículo te haya resultado útil.

¿TE INTERESA?  Pensamientos negativos: cómo identificarlos y eliminarlos definitivamente

Es esencial, por último, recordarte que recurrir a los servicios de un psicólogo profesional especialista en ansiedad, es la mejor opción si comienzas a sentir síntomas físicos.

¿No eres capaz de controlar tu ansidad y nervios? Contacta con nosotros, te ayudamos

Llama ahora
912 663 648

Pide tu cita inmediata

Valora el artículo Cómo controlar la ansiedad y los nervios

0 / 5 (0 votos)